menu close menu

Quinceañera

La quinceañera es una celebración tradicional de la vida y la gratitud a Dios con motivo del decimoquinto cumpleaños de una mujer joven.

Información para tener su quinceañera aquí en La Purísima.

Los requisitos incluidos aquí han sido preparados específicamente para familias que están registradas en nuestra parroquia o viven dentro de los límites de nuestra parroquia.

Preguntas frecuentes

¿Qué es una quinceañera? La quinceañera es una celebración tradicional de la vida y la gratitud a Dios con motivo del decimoquinto cumpleaños de una joven. La familia generalmente solicita que se celebre una misa o una bendición en la Iglesia. ¿Cómo se celebra la quinceañera? En presencia de familiares y amigos, la joven entra en procesión a la Iglesia, junto con sus padres y padrinos. Si ella ha preparado las lecturas, puede servir como lectora para al menos una de las lecturas. Después de la Liturgia de la Palabra, la Quinceañera se compromete con Dios y con la Santísima Virgen a vivir el resto de su vida de acuerdo con las enseñanzas de Cristo y la Iglesia al renovar sus promesas bautismales. Luego, signos de fe (medalla, Biblia, rosario, libro de oraciones) que han sido bendecidos y pueden ser entregados a ella. Una bendición especial de la Quinceañera concluye la Liturgia de la Eucaristía. ¿Quiénes son los participantes en la celebración? A la quinceañera se unen miembros de su familia y amigos para la celebración. El sacerdote (s) o diácono tiene un papel clave como el que representa a la Iglesia y quien reza la bendición sobre la joven. Requisitos de los padres. Ser católicos activos, feligreses registrados de la Iglesia La Purísima. Debe traer certificado de bautismo, certificado de primera comunión y certificado de confirmación (si corresponde). Para registrarse en persona en la Oficina Parroquial con al menos 6 meses de anticipación. ¿Cuándo se llevan a cabo?

Las quinceañeras se llevan a cabo el segundo sábado de cada mes a las 10:00 a.m. Todos los padres, padrinos y quinceañeras deben estar en la iglesia a más tardar a las 9:45 a.m. para que nuestra ceremonia pueda comenzar puntualmente a las 10:00 a.m.